Loratadina Betametasona (Cobedina) Para Qué Sirve? Dosis, Usos y Efectos Secundarios


¿Qué es Loratadina betametasona?

La loratidina es un antihistamínico que se utiliza para el tratamiento de las alergias estacionales y también puede utilizarse para el tratamiento del prurito idiopático crónico (urticaria). La betametasona es un corticosteroide que se puede utilizar para tratar una variedad de afecciones inflamatorias.

La combinación loratadina betametasona reúne un fármaco que proporciona alivio inmediato de los síntomas asociados a las alergias (loratadina) con otro que bloquea el componente inflamatorio de la reacción (betametasona), lo que en definitiva resulta en un efecto terapéutico más potente y una menor tasa de recurrencia.

Esta composición se ha convertido en una opción terapéutica popular desde su introducción en el mercado. Aunque la mayoría de las reacciones alérgicas leves se pueden manejar con loratadina sola, en casos de reacciones alérgicas graves o recurrentes la mejor opción es el uso de la combinación de loratadina y betametasona.

Esto es así porque, además de tratar los síntomas derivados de la liberación de histamina con loratadina, el componente inflamatorio también se bloqueará con betametasona, logrando así una mayor tasa de éxito con una menor recurrencia.

Usos comunes

  • urticaria (urticaria)
  • inflamación
  • congestión sinusal
  • urticaria solar

Para qué sirve

La Loratadina Betametasona combinada en un medicamento suma las propiedades antihistamínicas, para combatir las alergias, con las antiinflamatorias de la Betametasona. Este medicamento está indicado principalmente para:

  • Dermatitis atópica, inflamación de la piel con comezón.
  • Urticaria.
  • Angioedema, una hinchazón debajo de la piel.
  • Rinitis alérgica estacional y perenne, una reacción de las mucosas nasales al exponerse al polen, polvo, frío y diversas substancias. Se manifiesta por exceso de moco en la nariz y estornudos continuos.
  • Reacciones alérgicas a alimentos o medicamentos.
  • Dermatitis seborreica, descamación y picazón con enrojecimiento en el cuero cabelludo.
  • Asma alérgica.
  • Neurodermatitis, padecimiento que incita a rascarse por motivos neurológicos.
  • Iridociclitis, inflamación del iris y cuerpo ciliar de los ojos debido a una alergia.
  • Conjuntivitis alérgica, reacción excesiva de la membrana de los ojos por contacto con cuerpos extraños o medicamentos. Se presenta por lagrimeo y picazón.
  • Piquetes de insectos, cuando provocan una respuesta alérgica.

El uso de los corticosteroides es delicado, por lo que deben seguirse al pie de la letra las instrucciones médicas en dosis y tiempo de tratamiento.

Las anteriores son sólo las más comunes, aunque en general cualquier reacción alérgica asociada a la inflamación puede ser tratada con esta combinación siempre que su gravedad no requiera el uso de tratamientos parenterales, como en el caso del shock anafiláctico.

Presentaciones

  • Tabletas de 5 mg de Loratadina con 0.25 mg de Betametasona, en cajas con 10, 20, 30 y 60 piezas. Es fabricada por Laboratorios Schering Plough, Productos Farmacéuticos Collins, Productos Medix y otros, en las marcas comerciales Celestamine NS, Claricort, Cobedina NS, Tamex y otras.
  • Solución pediátrica de 60 o 90 ml en concentración de 1 mg de Loratadina y 0.05 mg de Betametasona / 1 ml. Es fabricada por Laboratorios Schering Plough, Productos Maver, Farmacéutica Hispanoamericana, Serral y otros, en las marcas comerciales Celestamine NS, Claricort, Erispan Compuesto, Farmalor, Tamex y otras..

Dosis

Presentación4 a 12 añosAdultosVeces al día
TabletasNo1 tableta2
Solución pediátrica2.5 a 5 mlNo2

 *Consulta a tu médico para recibir el uso y dosis correcta.

Las dosis son iniciales y deben reducirse conforme sea posible al mínimo que resulte funcional. El tratamiento con Loratadina más Betametasona es para disminuir los síntomas graves. Una vez controlados se debe continuar el tratamiento con medicamentos que solo contengan Loratadina.

Las dosis deben reducirse en personas que tengan daño renal.

Dosis recomendadas

La combinación loratadine betamethasone se administra por vía oral, ya sea en forma sólida (comprimido) o líquida (jarabe). La concentración más común en estas presentaciones es de 5 mg de loratadina y 0,25 mg de betametasona.

En adultos y niños mayores de 12 años, la dosis estándar recomendada es de 1 comprimido cada 12 horas durante un período no superior a 5 días. Sin embargo, cada paciente debe ser individualizado, ya que puede haber condiciones particulares que requieran un ajuste de la dosis en más o menos.

Asimismo, un tratamiento puede estar indicado por un período superior a 5 días, aunque siempre bajo estricta supervisión médica.

En niños menores de 12 años, se debe calcular la dosis por kilogramo de peso corporal. En estos casos, lo ideal es consultar con el pediatra para que, en función del peso del niño, se pueda calcular no sólo la dosis total a administrar sino también cómo se fraccionará a lo largo del día durante la duración del tratamiento.

Mecanismo de acción

El mecanismo de acción de la combinación loratadina betametasona se basa en la sinergia de ambos fármacos.

Acción de la loratadina

En primer lugar, la loratadina es un bloqueador selectivo H1 muy potente, sin efecto sedante, que inhibe muy rápidamente los efectos de la histamina a nivel periférico. Esto ayuda a reducir rápidamente la picazón (picazón) y el enrojecimiento.

Sin embargo, cuando se administra loratadina sola, la histamina sigue circulando, de modo que los síntomas pueden reaparecer cuando cesa el efecto del fármaco.

Y ahí es precisamente donde entra en juego la betametasona, ya que este medicamento del grupo de los corticosteroides tiene un potente efecto antiinflamatorio.

Acción de betamethasone

Siendo que la base de las reacciones alérgicas es la inflamación, la betametasona va a la raíz del problema, bloqueando la liberación de mediadores inflamatorios a nivel celular así como las interacciones químicas entre éstos y sus receptores.

A través de este mecanismo la betametasona bloquea en última instancia la liberación de histamina, controlando la reacción alérgica desde su origen.

Sin embargo, debido a que este mecanismo toma más tiempo y la histamina secretada antes de que la administración del medicamento continúe produciendo síntomas, la administración concomitante de loratadina es necesaria para un alivio inicial más rápido de los síntomas.

Contraindicaciones y advertencias

  • Generales. No se use en personas que padezcan infecciones por hongos.
  • Alergias o hipersensibilidad. No se debe tomar si es alérgico a la Loratadina o la Betametasona.
  • Mezcla con alcohol. El alcohol aumenta los riesgos de mareos y somnolencia como efectos secundarios indeseables.
  • Mezclar con otros medicamentos. Se debe tener precaución en caso de estar tomando Fenilefrina, Fenobarbital, Eritromicina, Paracetamol, Rifampicina, Efedrina, Difenihidantoína, glucósidos cardiacos, medicamentos diuréticos, estrógenos, etc.

Loratadina Betametasona en embarazo y lactancia

Loratadina Betametasona, por su contenido de Betametasona es considerado por la FDA (Food & Drug Administration) como un medicamento de riesgo tipo C. Los medicamentos corticosteroides solo se justifica en casos donde el beneficio sea superior a los riesgos.

Según estudios médicos de e-lactancia.org, Loratadina Betametasona, por la Betametasona es probablemente de bajo riesgo y de muy bajo riesgo por la Loratadina debido a su uso por la Comunidad Británica de Inmunología. Los laboratorios fabricantes no recomiendan su uso en la lactancia o la suspensión de la misma en caso de usar el medicamento. Existe riesgo al usar antihistamínicos para bebés prematuros y recién nacidos.

Efectos secundarios

La Loratadina Betametasona es un medicamento que genera efectos secundarios adversos con una relativa alta frecuencia, especialmente por la Betametasona. Estos afectan a más de 1 persona de cada 100 con los siguientes síntomas:

  • Sistema nervioso – Fatiga, nerviosismo, somnolencia, dolor de cabeza, etc.
  • Aparato digestivo – Boca reseca, náuseas, gastritis, etc.
  • Alérgico en la piel – Caída de cabello, erupciones, etc.

Con menor frecuencia también se presentan los siguientes síntomas secundarios:

  • Trastornos electrolíticos – Retención de sodio, de líquidos, pérdida de potasio, etc.
  • Aparato circulatorio – Insuficiencia cardiaca y presión arterial alta.
  • Trastornos en músculos y huesos – Debilidad muscular, dolores musculares, pérdida de masa muscular, osteoporosis, ruptura de tendones, fracturas vertebrales y en huesos largos, necrosis en las cabezas del húmero y fémur, etc.
  • Aparato digestivo – Úlceras, esofagitis, hemorragias, inflamación del páncreas, etc.
  • En la piel – Sudoración excesiva, sangrado de vasos, urticaria, piel frágil y fina, formación de hematomas, hinchazón de las mucosas y la piel, etc.
  • Sistema nervioso central – Euforia, cambios de ánimo, vértigo, convulsiones, aumento de la presión dentro del cráneo, depresión, cambios de personalidad, irritabilidad, insomnio, psicosis, etc.
  • En ojos – Cataratas, ojos saltones, glaucoma, etc.
  • Trastornos endócrinos – trastornos menstruales, baja tolerancia a los carbohidratos, síndrome de Cushing, padecimiento hormonal que presenta inflamación del cuello, cara y abdomen por acumulación de grasa, manifestaciones de diabetes, mayores requerimientos de insulina, etc.

En caso de cualquiera de los síntomas se debe notificar al médico tratante para que tome una decisión con respecto a continuar con el tratamiento.

Dosis – Si olvida una dosis

Para obtener el mejor beneficio posible, es importante recibir cada dosis programada de este medicamento como se indica. Sí se le olvidó tomar su dosis, comuníquese de inmediato con su médico o farmacéutico para establecer un nuevo horario de dosificación. No duplique la dosis para ponerse al día.

Sobredosis

Si alguien tiene una sobredosis y tiene síntomas graves como desmayo o dificultad para respirar, llame al 911. De lo contrario, llame a un centro de control de envenenamiento de inmediato. Los residentes de los Estados Unidos pueden llamar a su centro local de control de envenenamientos al 1-800-222-1222. Los residentes de Canadá pueden llamar a un centro provincial de control de envenenamientos. Los síntomas de sobredosis pueden incluir: convulsiones.

Notas

No comparta este medicamento con otros. exámenes de laboratorio y/o médicos (como conteo sanguíneo completo, pruebas de función renal) deben hacerse mientras esté usando este medicamento. Cumpla con todas las citas médicas y de laboratorio.

Almacenamiento

Consulte las instrucciones del producto y a su farmacéutico para los detalles de almacenamiento. Mantenga todos los medicamentos fuera del alcance de los niños y las mascotas, no tire los medicamentos por el inodoro ni los vierta en un desagüe a menos que se lo indiquen. Deseche adecuadamente este producto cuando esté caducado o ya no sea necesario. Consulte a su farmacéutico o a su empresa local de eliminación de residuos.

Descargo de responsabilidad: Ministros ha hecho todo lo posible para asegurarse de que toda la información sea correcta, completa y actualizada. Sin embargo, este artículo no debe utilizarse como sustituto del conocimiento y la experiencia de un profesional de la salud con licencia. Siempre debe consultar a su médico u otro profesional de la salud antes de tomar cualquier medicamento.

La información sobre medicamentos aquí contenida está sujeta a cambios y no pretende cubrir todos los posibles usos, instrucciones, precauciones, advertencias, interacciones entre medicamentos, reacciones alérgicas o efectos adversos. La ausencia de advertencias u otra información para un medicamento determinado no indica que el medicamento o combinación de medicamentos sea seguro, efectivo o apropiado para todos los pacientes o para todos los usos específicos.

References

  1. Snyman, J.R., Potter, P.C., Groenewald, M., & Levin, J. (2004). Effect of Betamethasone-Loratadine Combination Therapy on Severe Exacerbations of Allergic Rhinitis. Clinical drug investigation 24 (5), 265-274.
  2. de Morales, T. M., & Sánchez, F. (2009). Clinical efficacy and safety of a combined loratadine-betamethasone oral solution in the treatment of severe pediatric perennial allergic rhinitis. World Allergy Organization Journal (4), 49
  3. Juniper, E. F. (1998). Rhinitis management: the patient’s perspective. Clinical and Experimental Allergy28 (6), 34-38.
  4. Okubo, K., Kurono, Y., Fujieda, S., Ogino, S., Uchio, E., Odajima, H.,… & Baba, K. (2011). Japanese guideline for allergic rhinitis. Allergology International 60 (2), 171-189.
  5. Leung, D. Y., Nicklas, R.A., Li, J.T., Bernstein, I.L., Blessing-Moore, J., Boguniewicz, M.,… & Portnoy, J. M. (2004). Disease management of atopic dermatitis: an updated practice parameter. Annals of Allergy, Asthma & Immunology 93 (3), S1-S21.
  6. Angier, E., Willington, J., Scadding, G., Holmes, S., & Walker, S. (2010). Management of allergic and non-allergic rhinitis: a primary care summary of the BSACI guideline. Primary Care Respiratory Journal19 (3), 217.
  7. Greaves, M. W. (1995). Chronic urticaria. New England Journal of Medicine 332 (26), 1767-1772

¿Qué tan útil fue este articulo? - Compártelo!

Haga clic para calificar!

We are sorry that this post was not useful for you!

Let us improve this post!