Acetilcisteína – Para qué sirve, Dosis, Usos y Efectos Secundarios


¿Qué es?

La acetilcisteína  es un fármaco con propiedades mucolíticas. Su mecanismo de acción es romper los enlaces de disulfuro tanto de las secreciones mucosas como de las mucopurulentas, logrando que sean menos viscosas (efecto mucolítico).

Este efecto se concentra sobre todo en la disminución de la viscosidad de las secreciones bronquiales, haciendo que sea más fácil la posterior expulsión. También activa el epitelio ciliado, favoreciendo la expectoración y es citoprotector del aparato respiratorio. Es precursor de glutatión, normalizando sus niveles.

A su vez, la cisteína ayuda a producir glutatión, un antioxidante que desempeña un papel clave en la regulación de muchas funciones celulares y ayuda a mantener el sistema inmunológico bajo control.

Los defensores afirman que tomar suplementos de N-acetilcisteína puede proteger contra una amplia gama de problemas de salud.

¿Para qué sirve?

En la medicina alternativa, se dice que la acetilcisteína ayuda con una variedad de condiciones.

  • Bronquitis
  • Trastorno pulmonar obstructivo crónico (COPD)
  • Cirrosis
  • Fibrosis quística
  • Colesterol alto
  • VIH y SIDA
  • Enfermedad de Lou Gehrig

Además, algunos proponentes afirman que la N-acetilcisteína puede ayudar a prevenir el cáncer.

Dosis

a) Para facilitar la expulsión de secreción mucosa en proceso catarral o gripal.

Oral. Ads.: 200 mg 3 veces/día o 600 mg en una toma, Máx. 600 mg/día.; pacientes 12-18 años: 200 mg 3 veces/día; niños 6-12 años: 100 mg 3 veces/día. 

b) Como coadyuvante en proceso respiratorio con hipersecreción mucosa excesiva o espesa (bronquitis aguda y crónica, EPOC, enfisema, atelectasia por obstrucción mucosa y otras patologías relacionadas).

Oral. Ads. y niños > 6 años, 600 mg en una toma o 200 mg 3 veces/día; niños 2-6 años: 100 mg/8 h.

c) Complicación pulmonar de fibrosis quística.

Oral. Ads. y niños > 6 años: 200-400 mg/8 h; niños 2-6 años: 200 mg/8 h.

d) Fluidificante de secreción mucosa y mucopurulenta en:

  • otitis catarral
  • catarro tubárico
  • sinusitis
  • rinofaringitis
  • laringotraqueítis
  • profilaxis
  • complicación obstructiva e infecciosa por traqueotomía
  • preparación para broncoscopia
  • broncografía
  • broncoaspiración
  • bronquitis aguda y crónica
  • bronquitis asmática
  • enfisema
  • bronconeumonía
  • neumonía de lenta resolución
  • absceso pulmonarbronquiectasia
  • atelectasia
  • profilaxis
  • complicación broncopulmonar por intervención quirúrgica
  • atenuación del esfuerzo de expectoración
  • para facilitar broncoaspiración en anestesia y en post-operatorio
  • catarro bronquial asociado a tuberculosis pulmonar
  • retención de secreción con insuficiente drenaje de lesión cavitaria.

(1 amp. = 300 mg acetilcisteína/3 ml):
– Nebulización. Ads. y niños ≥ 12 años: 300 mg 1 ó 2 veces/día; niños < 12 años: hasta 300 mg 1 ó 2 veces/día. 

– Instilación. Bronquial y traqueal, ads. y niños: hasta 300 mg 1 ó 2 veces/día. Intranasal y auricular, ads. y niños: 10-20 gotas 2 ó 3 veces/día.

– Parenteral (IM en iny. profunda o infus. IV lenta en sol. salina o de glucosa al 5%). Ads. y niños ≥ 12 años: 300 mg 1 ó 2 veces/día; niños < 12 años: 150 mg 1 ó 2 veces/día.
Administrar durante 5-10 días.

Modo de administración

Se recomienda beber abundante líquido durante el día. Tomar con o sin comida.

Beneficios para la salud

Hasta el momento, no se dispone de apoyo científico para los beneficios de la N-acetilcisteína. He aquí un vistazo a algunos de los principales hallazgos de la investigación:

1) Bronquitis crónica

La N-acetilcisteína podría ayudar a controlar la bronquitis crónica, según un informe del año 2000 en Clinical Therapeutics. Al analizar los datos de ocho ensayos clínicos, los autores del informe encontraron que el uso a largo plazo de N-acetilcisteína podría ayudar a prevenir los brotes agudos de bronquitis crónica y, a su vez, reducir los costos de atención de la salud.

2) Diabetes

La N-acetilcisteína podría ayudar en el control de la diabetes, sugiere un estudio de 2006 de la Journal of Basic and Clinical Physiology and Pharmacology. Involucrando a 32 pacientes con diabetes tipo 2 y 15 controles saludables, el estudio encontró que tres meses de tratamiento con N-acetilcisteína ayudaron a regular los niveles de glutatión en pacientes diabéticos. Los autores del estudio sugieren que regular los niveles de glutatión podría ayudar a proteger contra las complicaciones diabéticas causadas por el daño inducido por los radicales libres.

3) Síndrome de ovarios poliquísticos

La N-acetilcisteína puede ayudar a tratar el síndrome de ovario poliquístico (SOPQ), según un estudio realizado en 2007 en la revista Acta Obstetricia et Gynecologica Scandinavica. Para un ciclo menstrual, 573 pacientes con SOPQ fueron tratadas con citrato de clomifeno (un fármaco utilizado comúnmente para inducir la ovulación). Luego, 470 de estas pacientes tomaron una combinación de N-acetilcisteína y citrato de clomifeno para otro ciclo menstrual. Los resultados del estudio revelaron que las tasas de ovulación mejoraron significativamente después de la adición de N-acetilcisteína.

4) Fibrosis quística

La N-acetilcisteína puede tener un efecto ligeramente beneficioso sobre la función pulmonar en personas con fibrosis quística, según un informe de 1999 en Acta Paediatrica. Al evaluar los datos de 23 estudios, los autores del informe concluyeron que no hay pruebas suficientes para apoyar el uso de la N-acetilcisteína en el tratamiento de la fibrosis quística. Sin embargo, los autores del informe anotaron que el uso a largo plazo de N-acetilcisteína podría conducir a alguna mejora en la función pulmonar para los pacientes de fibrosis quística.

5) Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC)

En pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) estable, moderada a grave, la N-acetilcisteína puede ayudar a mejorar el rendimiento físico. Para un estudio de 2009 publicado en la revista Chest, 24 pacientes con EPOC tomaron N-acetilcisteína o un placebo diariamente durante seis semanas.

Después de tomar un descanso de dos pausas (para eliminar la N-acetilcisteína de los cuerpos de los participantes en el grupo de tratamiento), los participantes del estudio fueron cambiados a la terapia alternativa durante seis semanas adicionales. Los resultados del estudio indicaron que la N-acetilcisteína ayudó a mejorar varios marcadores de la salud respiratoria, como la capacidad pulmonar y la resistencia al ejercicio.

La acetilcisteína reduce un 80% la agresividad de algunos tipos de cáncer

La semana pasada nos enteramos de que la n-acetilcisteína es un potente anticancerígeno.

Una investigación dirigida por el profesor Michael Lisanti, de la Universidad de Salford (Reino Unido), ha probado que la administración de n-acetilcisteína reduce hasta un 80% los marcadores de agresividad de algunos tipos de cáncer de mama (un 80% en el caso del marcador MCT4 y un 25 del marcador Ki67).

El aminoácido actúa como un antioxidante que drena nutrientes de las células enfermas, de manera que su desarrollo se ve frenado. Y lo consigue sin toxicidad ni efectos secundarios destacables.

Lisanti explica que el resultado del estudio es muy esperanzador, ya que al reducirse los niveles de marcadores de agresividad se puede prever quemejoren las probabilidades de supervivencia de los pacientes.

“Inhibir la expresión de la proteína MCT4 y hacerlo de una manera no tóxica es un enorme paso adelante”, ha manifestado. Además se trata de un medicamento muy barato.

El ensayó administró n-acetilcisteína a 12 pacientes con cáncer de mama en primera fase antes de que fueran operadas. Recibieron una dosis semanal intravenosa y dos dosis orales diarias durante 19 días. Luego se analizaron las muestras de los tumores extirpados y se comprobaron los efectos beneficiosos sobre los biomarcadores de agresividad, con los resultados explicados.

Las propiedades sorprendentes de la n-acetilcisteína

Existen muchos estudios en marcha sobre las propiedades de la n-acetilcisteína. Su efecto más conocido es el mucolítico, es decir, su capacidad para reducir la viscosidad de las mucosidades, lo que hace más fácil su eliminación. Por ello se emplea en casos de fibrosis quística, neumonía y bronquitis.

Aunque no pertenece a la familia de los antibióticos, posee una interesanteacción bactericida y antivírica.

Otra propiedad, muy importante, es la desintoxidante. Tiene la virtud de asociarse a agentes tóxicos y favorecer su eliminación. Por esta razón está indicada en intoxicaciones por monóxido de carbono, acetaminofén (paracetamol) o metales pesados.

También posee acción antiinflamatoria y antioxidante. La n-acetilcistína repone las reservas de glutatión, un potente agente antioxidante que produce el propio organismo. Investigadores como Tory Hagen, de la Universidad Estatal de Oregon, sugieren que esta propiedad la hace interesante como agente antienvejecimiento.

Su efecto beneficioso general ha motivado que se investigue su potencial en el tratamiento del colesterol alto, la resaca y una amplia variedad de trastornos mentales, entre ellos la depresión, el trastorno obsesivo compulsivo, la esquizofrenia y las adicciones.

Estas indicaciones psiquiátricas están relacionadas con un posible efecto regulador de las cantidades de los neurotransmisores glutamato y dopamina en el cerebro.

Es un medicamento que se vende sin receta médica

Las propiedades e indicaciones como desintoxicante le han valido figurar en la lista de “medicamentos esenciales” de la Organización Mundial de la Salud. Se puede adquirir en farmacias sin necesidad de receta médica y existen presentaciones como suplemento alimentario en parafarmacias y herbodietéticas.

La n-acetilcisteína es un medicamento seguro. Aunque algunas personas pueden presentar algún efecto secundario, como picor, diarrea o náuseas, no se asocia con efectos graves ni toxicidad, incluso en dosis altas.

Su precursor, la l-cisteína, es un aminoácido no esencial que el cuerpo puede sintetizar a partir de la metionina y la serina que obtiene de los alimentos. Para que la síntesis se produzca con éxito se necesita la participación de otros nutrientes, especialmente de la vitamina B12 y el ácido fólico. Alimentos que aportan pequeñas cantidades de l-cisteína ya formada son, además de la carne, los derivados de la soja, las semillas de girasol y los cereales integrales.

La dosis máxima recomendada para personas mayores de 7 años es de 600 mg diarios. En cualquier caso es aconsejable no tomarla durante largos periodos y hacerlo bajo control médico, pues puede estar contraindicada si se sufren determinadas afecciones, como asma o úlcera digestiva, o se toman algunos medicamentos (como la nitroglicerina).

A la hora de elegir una presentación comercial, vale la pena fijarse en la composición y elegir aquella que no incluya edulcorantes sintéticos como el aspartamo o colorantes. Se halla en forma de granulado, pastillas efervescentes o cápsulas.

Efectos secundarios de la acetilcisteína

Busque ayuda médica de emergencia si usted tiene alguno de estos síntomas de una reacción alérgica: urticaria; dificultad para respirar; hinchazón de su cara, labios, lengua, o garganta.

Deje de usar la inhalación de acetilcisteína y llame a su médico inmediatamente si usted tiene:

  • opresión en el pecho; o
  • problemas para respirar.

Los efectos secundarios comunes pueden incluir:

  • sensación de pegajosidad alrededor de la máscara del nebulizador;
  • manchas blancas o llagas dentro de la boca o en los labios;
  • náuseas, vómitos;
  • fiebre, secreción nasal, dolor de garganta;
  • somnolencia; o
  • piel fría y húmeda.

Esta no es una lista completa de los efectos secundarios y otros pueden ocurrir. Llame a su médico para que le aconseje sobre los efectos secundarios. Usted puede reportar efectos secundarios a la FDA al 1-800-FDA-1088.

Interacciones de la Acetilcisteína

No mezcle otros medicamentos en un nebulizador con la inhalación de acetilcisteína, a menos que su médico se lo haya indicado.

Otros medicamentos pueden interactuar con la inhalación de acetilcisteína, incluyendo medicamentos recetados y de venta libre, vitaminas y productos herbales.

Coméntele a cada uno de sus proveedores de atención médica acerca de todos los medicamentos que usa ahora y de cualquier medicamento que empiece o deje de usar.

Advertencias

Se sabe poco acerca de la seguridad del uso a largo plazo de la N-acetilcisteína.

La N-acetilcisteína puede desencadenar una serie de efectos secundarios, incluyendo náuseas, diarrea y vómitos. Además, la N-acetilcisteína puede aumentar sus niveles de homocisteína (un aminoácido vinculado a la enfermedad cardíaca). Si usted está tomando N-acetilcisteína, es importante que sus niveles de homocisteína sean revisados regularmente.

Se han reportado algunos eventos adversos en estudios en animales (típicamente en dosis más altas), tales como hipertensión pulmonar y convulsiones.

Además, la N-acetilcisteína puede interactuar con varios medicamentos (incluyendo ciertos medicamentos para la presión arterial, medicamentos que inhiben el sistema inmunológico, medicamentos para el cáncer y medicamentos para tratar el dolor en el pecho).

Los suplementos no han sido probados en cuanto a su seguridad y debido al hecho de que los suplementos dietéticos no están regulados en gran medida, el contenido de algunos productos puede diferir de lo que se especifica en la etiqueta del producto. También tenga en cuenta que la seguridad de los suplementos en mujeres embarazadas, madres lactantes, niños, y aquellos con condiciones médicas o que están tomando medicamentos no ha sido establecida.

Usándolo para la salud

Debido a la falta de investigación de apoyo, es demasiado pronto para recomendar la N-acetilcisteína para cualquier afección. Aunque la N-acetilcisteína puede ofrecer ciertos beneficios para la salud, el autotratamiento de un problema de salud crónico con suplementos de N-acetilcisteína puede tener consecuencias graves para la salud. Si usted está considerando tomar N-acetilcisteína, hable con su médico antes de comenzar su régimen de suplementos.

Dosis – Si olvida una dosis

Para obtener el mejor beneficio posible, es importante recibir cada dosis programada de este medicamento como se indica. Sí se le olvidó tomar su dosis, comuníquese de inmediato con su médico o farmacéutico para establecer un nuevo horario de dosificación. No duplique la dosis para ponerse al día.

Sobredosis

Si alguien tiene una sobredosis y tiene síntomas graves como desmayo o dificultad para respirar, llame al 911. De lo contrario, llame a un centro de control de envenenamiento de inmediato. Los residentes de los Estados Unidos pueden llamar a su centro local de control de envenenamientos al 1-800-222-1222. Los residentes de Canadá pueden llamar a un centro provincial de control de envenenamientos. Los síntomas de sobredosis pueden incluir: convulsiones.

Notas

No comparta este medicamento con otros. exámenes de laboratorio y/o médicos (como conteo sanguíneo completo, pruebas de función renal) deben hacerse mientras esté usando este medicamento. Cumpla con todas las citas médicas y de laboratorio.

Almacenamiento

Consulte las instrucciones del producto y a su farmacéutico para los detalles de almacenamiento. Mantenga todos los medicamentos fuera del alcance de los niños y las mascotas, no tire los medicamentos por el inodoro ni los vierta en un desagüe a menos que se lo indiquen. Deseche adecuadamente este producto cuando esté caducado o ya no sea necesario. Consulte a su farmacéutico o a su empresa local de eliminación de residuos.

Descargo de responsabilidad: Ministros ha hecho todo lo posible para asegurarse de que toda la información sea correcta, completa y actualizada. Sin embargo, este artículo no debe utilizarse como sustituto del conocimiento y la experiencia de un profesional de la salud con licencia. Siempre debe consultar a su médico u otro profesional de la salud antes de tomar cualquier medicamento.

La información sobre medicamentos aquí contenida está sujeta a cambios y no pretende cubrir todos los posibles usos, instrucciones, precauciones, advertencias, interacciones entre medicamentos, reacciones alérgicas o efectos adversos. La ausencia de advertencias u otra información para un medicamento determinado no indica que el medicamento o combinación de medicamentos sea seguro, efectivo o apropiado para todos los pacientes o para todos los usos específicos.

MINISTROS © copyright TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.

Referencias:

  • Badawy A, State O, Abdelgawad S. «N-Acetyl Cysteine and Clomiphene Citrate for Induction of Ovulation in Polycystic Ovary Syndrome: a Cross-Over Trial​.» Acta Obstet Gynecol Scand. 2007;86(2):218-22.
  • Duijvestijn YC, Brand PL. «Systematic Review of N-Acetylcysteine in Cystic Fibrosis​.» Acta Paediatr. 1999 Jan;88(1):38-41.
  • Grandjean EM, Berthet P, Ruffmann R, Leuenberger P. «Efficacy of Oral Long-Term N-Acetylcysteine in Chronic Bronchopulmonary Disease: a Meta-Analysis of Published Double-Blind, Placebo-Controlled Clinical Trials​.» Clin Ther. 2000 Feb;22(2):209-21.
  • Memorial Sloan-Kettering Cancer Center. «N-Acetylcysteine«. January 2011.
  • Ozkilic AC, Cengiz M, Ozaydin A, Cobanoglu A, Kanigur G. «The Role of N-Acetylcysteine Treatment on Anti-Oxidative Status in Patients With Type Ii Diabetes Mellitus​.» J Basic Clin Physiol Pharmacol. 2006;17(4):245-54.
  • Stav D, Raz M. «Effect of N-Acetylcysteine on Air Trapping in COPD: A Randomized Placebo-Controlled Study.» Chest. 2009 Aug;136(2):381-6.
  • University of Maryland Medical Center. «Cysteine«

¿Qué tan útil fue este articulo? - Compártelo!

Haga clic para calificar!

We are sorry that this post was not useful for you!

Let us improve this post!